VIAJES ORGANIZADOS

St. Andrews.
Por dónde empezar

Tres horas en vuelo directo separan la capital de España de Edimburgo,  la vía más rápida para llegar a St. Andrews a poco más de una hora de coche desde el aeropuerto de Edimburgo.

Se me antoja difícil escoger los adjetivos para transmitir la magia de simplemente pasear por Saint Andrews, seas o no golfista, es una de las ciudades más antiguas de Escocia que además ha sido capaz de mantener su esencia eterna. Lo antiguo convive con lo moderno, los estudiantes con los golfistas, y el lugareño escocés siempre tiene una palabra amable para todos ellos. Las calles South, Market, North y The Scores conforman el pequeño y animado núcleo urbano donde se concentran variopintos restaurantes y comercios locales. Si me topara con un genio recién salido de la lámpara, sin dudarlo le pediría un apartamento en The Scores, de esos que miran al mar del Norte, mi felicidad completa sería pasar los veranos jugando al golf y los inviernos mirando por el ventanal de mi nuevo hogar.

Recomendaciones antes de viajar. 

Antes de llegar a Escocia tienes que tener en cuenta una serie de detalles tan evidentes como importantes, el primero es que con la llegada del brexit vas a necesitar tu pasaporte para viajar, el segundo que debes conducir por la izquierda, mucha atención, sobre todo con las rotondas. 

Six Murray Park St Andrews Lowgolf

Si pagas en efectivo deberás hacerlo en libras, calcula que los precios que veas en libras son alrededor de un 15-20% más en euros. La última recomendación previa es hacerte con un adaptador de corriente de clavija tipo G (de esos que tienen tres patitas gruesas), no confíes en que los hoteles o B&B tengan conexión UBS

Lo del roaming no está del todo claro, la mayoría de las compañías mantienen las tarifas de datos que tengas contratadas en España, pero una de las consecuencias del brexit es que esto puede cambiar, así que mejor consulta con tu operador antes de emprender el viaje y así evitarás desagradables sorpresas en tu próxima factura de teléfono.

¿Quieres jugar en el Old Course? Cumplimos tu sueño..

Saint Andrews es una ciudad para pasearla sin prisa y sin guía de viajes, simplemente respondiendo a tus propios estímulos vas a encontrarte con lo queda del Castillo y la Catedral, con la tumba del Tom Morris, con el Old Course y el Royal and Ancient, seguro que vas a descubrir la universidad más antigua de Escocia, la playa de West Sands donde se rodó la mítica escena de Carros de Fuego a la que la banda sonora de Vangelis terminó de hacer justicia.

Rectángulo mágico del golf

El espacio que conforman el tee del hoyo 1 del Old Course, green del 17 y hoyo 18, es la tierra sagrada del golf, lugar idílico para jugadores y no jugadores, solo por respirar ese rincón, merece la pena este viaje. Si nunca lo has pisado, recordarás estás líneas cuando lo visites por primera vez. Es como bajar a la pirámide de Keops, llegar al Machupichu. 

Portada-St-Andrews-Old-Course-Golf-Escocia

La energía de este rectángulo mágico trasciende a ser o no aficionado al golf. No hay un Instagram o facebook de golfista que resista sin la foto en el Swilcan Bridge, un paso de piedra que no llega a 10 metros de largo, que durante los últimos 700 años ha sido testigo de la historia del golf. 

El rincón más famoso del golf está enmarcado por el propio pueblo de Saint Andrews con el Old Course Hotel, o el imponente edificio del Royal & Ancient. No muy lejos puedes curiosear en las míticas tiendas de golf como la de Tom Morris o Auchterlonies. Es, sin duda, mi lugar favorito en el mundo.

Tienes dos opciones para descubrir el resto de los muchos atractivos de Saint Andrews, el primero es esperar a próximas entradas de este blog, y la más recomendable es coger las maletas y los palos y programar tu próximo viaje. Hay sensaciones que nuca un texto escrito ni el mejor video grabado podrán hacer justicia. Son emociones imposibles de transmitir, eso te toca vivirlo a ti.

Hugo Costa

Hugo Costa

A estas alturas de la vida estoy orgulloso de haber juntado tres de mis pasiones, el golf, la comunicación y los viajes. El fruto de este bendito cóctel se llama Lowgolf y desde aquí vamos a ayudaros a que vuestros sueños se conviertan en realidad.

Sígueme en Twitter

Viajes a

St. Andrews

VIAJES ORGANIZADOS

10 motivos por los que viajar a
St. Andrews

Se desconoce la fecha exacta pero hace alrededor de 500 años el golf comenzó a fraguarse en las dunas de las Highlands escocesas durante los largos inviernos y ante la mirada de las ovejas y vacas que pastaban en las verdes praderas de la zona. 

En 1744 fue cuando se estableció la primera asociación de golf, conocida como Honourable Company of Edinburgh Golfers. En el 1754 nació la asociación St. Andrews Society of Golfers, conocida posteriormente como Royal & Ancient Golf Club of St. Andrew.

Por aquel entonces, nadie suponía todo lo que vendría después y el impacto que ésto tendría en una cuidad como St. Andrews. Te contamos 10 detalles fundamentales de por qué deberías ir a jugar a la cuna del golf.

1. La casa del golf y la casa de The Open. 

St. Andrews no es sólo la cuna de golf o la casa del golf como su traducción literal indica (The Home of Golf) sino que además es la sede más mítica del mejor evento de golf del mundo como el The Open, antes conocido como Open Británico, ya que a pesar de que el torneo dispone de una serie de ‘campos de la rotación’ donde se juega cada año, los años 0 y 5 siempre se juega en el Old Course de St. Andrews.

2. El ambiente de St. Andrews

Una de las cosas más agradables que puedes encontrar en esta ciudad universitaria es el ambientazo de golf que destilan las calles, llenas de tiendas de ropa y material duro y de viandantes con su bolsa de golf a cuestas. No en vano, St. Andrews Links Trusts tiene 7 campos de golf, 6 de ellos situados en la ciudad (Old Course, New Course, Jubilee Course, Eden Course y Strathtyrum y Balgove Course) y uno situado a penas a 5 kms. como es The Castle Course. Esto hace que en plena temporada alta más de 1.000 golfistas diarios pisen ‘tierra sagrada’ y llenen las calles de gente pensando en la misma afición

3. Jugar en los Links

Jugar en los Links no es sólo una experiencia especial por tener la sensación de estar jugando en lugares históricos, sino que además es un golf totalmente diferente a lo que habitualmente estamos acosttumbrados ya que muchos de ellos no disponen de un sólo árbol, el mar entra en juego y la climatología es parte importante de la dificultad que jugar en los Links conlleva.

4. Posibilidad de jugar en el Old Course

Jugar en el Old Course se ha convertido en algo realmente complejo ya que todos los jugadores del planeta tierra desean hacerlo al menos una vez en su vida. En Lowgolf tenemos la posibilidad de hacer que cumplas tu sueño ya que existe un sorteo diario que abre las posibilidades para aquellos que no dispongan de su salida garantizada. Si prefieres garantizar tu reserva en St. Andrews llámanos, podremos ayudarte.

¿Quieres jugar en el Old Course? Cumplimos tu sueño..

5. Algunas de las mejores tiendas de golf de Europa

Si algo tiene St. Andrews son tiendas de golf, y no nos referimos sólo a las propias tiendas de los campos (que son muchas y muy buenas) sino a las tiendas que hay alrededor del hoyo 18 de Old Course. Merece la pena entrar a la que tiene por ejemplo 

6. Algunos de los mejores campos del mundo como complemento ideal.

Ir a St. Andrews no sólo es jugar en el Old Course, de hecho para garantizar un Tee Time de un año a otro es cada vez más complicado, y a veces es más realista la opción del Ballot. Sin embargo, existen campos de golf alrededor de St. Andrews para hacer de la tuya, una experiencia realmente atractiva jugando en recorridos históricos y a nivel de los mejores del mundo como Kingsbarns Golf Links, Carnoustie Championship, St. Andrews Jubilee Course, Dumbarnie Golf Links, Crail Golfing Society y un largo etcétera..

7. Vuelo directo desde España

Escocia es un país donde el golf se disfruta unos pocos meses al año y donde pr suerte, tenemos una cantidad de vuelos directos desde Madrid, Barcelona, Alicante, Valencia, Málaga y Palma de Mallorca. La duración del vuelo es inferior a 3 horas (como desde Madrid a Gran Canaria) y existen varias rutas al día para poder tomar la decisión incluso de escaparte un fin de semana largo.

8. Vehículo propio con chófer

Si conducir desde el lado derecho del vehículo y por el carril izquierdo es algo que te inquieta, no te preocupes porque contamos con vehículos propios y nuestros conductores te recogerán en el aeropuerto y te trasladarán hasta tu alojamiento y hasta los campos reservados el día de juego. Un valor seguro para un servicio 5 estrellas.

9. Decenas de alojamientos

St. Andrews dispone de más de 20 alojamientos entre Bed & Breakfast y hoteles y por si fuera poco, un catálogo de casas privadas para grupos en la ciudad nos otorgan un abanico de precios muy amplio y con garantías, ya que nuestros grupos han estado previamente y la experiencia ha sido perfecta.

10. Asistencia VIP 24/7

Nuestro equipo, tanto en destino como telefónicamente está preparado para atenderte durante tu estancia en St. Andrews, ofreciéndote ayuda las 24 horas mediante llamada, WhatsApp o Telegram.

Pedro Fernández

Pedro Fernández

Más de 10 años tecleando código entre bastidores de Lowgolf, a veces escribo. Llegar a unir la pasión de viajar por la de crear experiencias de golf, me da la vida en el día a día.

Sígueme en Twitter
jugar-al-golf-en-escocia-Lowgolf

Te ayudamos a jugar al golf en Escocia, te marcará de por vida.

Jugar al golf en Escocia es una sensación que traspasa a veces, el límite de lo humano. Es como, que algo te empuja a querer pisar ‘la tierra prometida’ alguna vez en tu vida. Quizá parezca una exageración, pero todo el que llega a St. Andrews por primera vez encuentra allí un lugar mágico, como que atrapa, y la realidad es que no van muy desencaminados.

Viajes a

St. Andrews

ESCOCIA

Hay vida más allá del Old Course de St. Andrews

Todo empezó en St. Andrews, donde se juega al golf desde hace 600 años. El pueblo entero se ha visto sumergido en un ambiente donde se respira golf en cada pub al que uno entra. Su diseño links, el Puente Swilcan del hoyo 18 y el edificio de la Royal & Ancient han hecho jugar a golf en el Old Course una experiencia emblemática.

Algunos pisan por primera vez la cuna del golf y otros vuelven como peregrinos a lo largo de los años, pero jugar a golf en el Old Course es el deseo de muchos para emprender un viaje a Escocia. No obstante, todos desconocen todavía parte de su historia y su legado en el golf de las islas británicas. 

Escocia y las “islas del golf” esconden secretos para todos. 

El Old Course de St. Andrews que conocemos hoy en día, de 18 hoyos con anchas calles y dobles greens no no siempre ha sido así. Solo había una calle que se jugaba en ambas direcciones pero dos leyendas del golf (Allan Robertson y el famoso Old Tom Morris) se implicaron en cambiar el campo. Diseñaron cambios en los hoyos 1, 17 y 18, y ensancharon greens y calles para disponer del espacio suficiente para gestionar el flujo de jugadores. Del Old Course nacieron y surgieron algunos de los elementos más importantes de la historia del golf. Viajando podremos descubrirlos de primera mano. 

Este mismo precursor de los cambios en St. Andrews (Allan Robertson) es considerado el primer diseñador de campos de golf de la historia. Dirigiéndose al norte (Aberdeenshire) estableció 10 hoyos en Barry Angus que finalmente se convirtieron en el Carnoustie que hoy en día conocemos. Carnoustie ha albergado 8 ediciones de The Open. Es donde más cerca estuvo Sergio García de obtener su jarra de clarete en 2007 frente a Harrington, y donde Francesco Molinari se declaró en 2018 el Campeón Golfista del Año. 

En USA apodan el campo “Car-nasty” haciendo referencia a su dificultad. Además, muy cerca está otra de las paradas obligatorias. Gleneagles ofrece jugar con tus amigos un match donde el equipo europeo ganó la Ryder Cup en 2014. 

Hay mucho más que descubrir además de jugar al golf en el Old Course 

La zona de East Lothian también ofrece atractivos para todo tipo de golfista. A apenas 35 millas del aeropuerto de Edimburgo, los 18 hoyos de North Berwick presentan el diseño más creativo de Escocia. Según Golf Digest, es el campo de golf más subestimado del mundo. Su pequeño murete de roca que serpentea a lo largo de varios hoyos y enormes depresiones en los greens sacan a relucir la imaginación de cualquier golfista. 

north berwick 01 1De hecho, para los “connaisseurs” de diseño de campos de golf North Berwick incluye también el Redan original, el hoyo más copiado en golf. Su hoyo 15 de 190 yardas, con un green que cae de derecha a izquierda y envuelve un profundo búnker situado en el lado frontal izquierdo, se ha replicado en decenas de campos de golf en USA. A 4 millas de este último, en Muirfield se han disputado 16 ediciones de antes conocido como Open Británico con ganadores cómo Phil Mickelson, Jack Nicklaus, Gary Player y Nick Faldo. Nicklaus tiene tanto respeto por el campo en el que ganó su primera Jarra de Clarete que nombró el campo de Muirfield Village en Ohio en su honor.  Este último es donde cada año se disputa el Memorial Tournament del PGA Tour en el que venció Jon Rahm en 2020. 

¿Quieres jugar en los mejores 'links' del mundo? Cumplimos tu sueño..

¿Por cierto, de tanto nombrar The Open nunca os habéis preguntado cómo surgió su creación?

El ya nombrado Allan Robertson fue considerado por sus compañeros profesionales el mejor golfista que había existido hasta el momento hasta su muerte en 1859. Tal era su nivel, que un año después de su muerte estos mismos se juntaron en el Prestwick GC para decidir quién seguiría los pasos de Robertson bajo el nombre de Champion Golfer of the Year. Así nació la primera edición de The Open en 1860. 

Turnberry Lowgolf 02

Tal es la importancia de Prestwick GC que es el campo donde más ediciones se han jugado de The Open (24), solo por detrás del Old Course (29). Además, no es una joya aislada ya que se encuentra entre las 25 millas que separan las dos sedes del Open (Royal Troon y Turnberry) y a 40 minutos de Glasgow. 

Triangulo de sedes de The Open

Escenarios como el de este triangulo de sedes de The Open se repiten en las islas británicas. Tal es el caso de Royal Liverpool, donde se disputará la edición 151o en el 2023. En un radio de 25 millas se encuentran Royal Liverpool, Royal Birkdale y Royal Lytham & St. Ames. Aquí ganaron Rory McIlroy, Jordan Spieth y Ernie Els en sus respectivas últimas ediciones y otros 30 jugadores en ediciones anteriores, un paraíso de campeones de The Open. 

Las “islas del golf” brindan estas oportunidades a lo largo de su geografía ya que cerca de Londres se encuentran en un radio de 2 millas Royal St Georges (The Open 2021) y dos antiguas sedes del Open como Prince’s y Royal Cinque Ports con 115 y 127 años de historia respectivamente. 

¿Que más nos ha dejado the Old Course? 

Todas estas joyas del golf inglés son fruto del legado del Old Course, donde Allan Robertson entrenaba a su aprendiz Old Tom Morris. Este último ganó 4 veces The Open y es considerado el padre del greenkeeping moderno. De hecho, su casa y su tumba situados en St. Andrews son sitios de culto. Su mayor reconocimiento proviene de su diseño de campos de golf. Tom Morris es el padre del ya mencionado Muirfield, pero también de muchas joyas en la isla de al lado, la distintiva Irlanda. 

Para empezar, Morris creó el campo favorito de Rory McIlroy, Royal County Down, pero también el legendario Lahinch, cuyas dunas marcan el reconocible estilo links irlandés. 

Los links irlandeses 

Mientras que los links escoceses son relativamente planos, el diseño links de Irlanda involucra mucho más las dunas naturales. En ellos, los golfistas se sumergen en un desfiladero de inmensas formaciones de arena. Pero sobretodo, son un tipo de campos que ya no se diseñan hoy en día. Así mismo lo vivieron los mejores golfistas del mundo en la única edición de The Open jugada en Irlanda en 2019 en Royal Portrush Golf Club

Lahinch Golf ClubIrlanda tiene su propia esencia y con un estilo de campos inédito. Incluso podrás descubrir escenarios de futuras hazañas al jugar Adare Manor si quieres escaparte unos días del viento y la lluvia de la costa. El espectacular castillo (casa club y hotel) servirá de épico escenario para la Ryder Cup de 2026. Además, Adare Manor es considerado uno de los complejos más lujosos de todo Irlanda. Como veis la herencia del Old Course ha llegado mucho más allá de la zona de East Lothian. Ha creado historias y tradiciones que han marcado este deporte. Las “islas del golf” albergan secretos para todo golfista, así que no te quedes solo con jugar al golf en el Old Course y lánzate a descubrirlos.

Jorge Porta

Jorge Porta

Me gusta jugar, leer y escribir de golf.. Disfruto viajando con Lowgolf alrededor del mundo y visitando ese tipo de campos que sólo algunos conocen.

Sígueme en Twitter
Jugar-Pebble-Beach-Lowgolf

Jugar en Pebble Beach, tienes que ir alguna una vez en la vida.

Decía Jack Nicklaus que si solo le quedara una vuelta de golf en su vida, sería sin lugar a dudas jugar en Pebble Beach. La rotunda afirmación del mejor jugador de la historia del golf (con el permiso de Tiger Woods), debería ser suficiente para no leer una letra más de este reportaje y hacer las maletas para viajar a Estados Unidos

THE OPEN 151º

Royal Liverpool

ESCOCIA

Jugar al golf en Escocia, te marcará de por vida.

Jugar al golf en Escocia es una sensación que traspasa a veces, el límite de lo humano. Es como, que algo te empuja a querer pisar ‘la tierra prometida’ alguna vez en tu vida. Quizá parezca una exageración, pero todo el que llega a St. Andrews por primera vez encuentra allí un lugar mágico, como que atrapa, y la realidad es que no van muy desencaminados. La experiencia de llegar al edificio de la Royal & Ancient y sentarte en uno de los bancos que allí hay para divisar el Tee del hoyo 1 y el green del hoyo 18 de el Old course, es verdaderamente indescriptible.

¿Por qué jugar al golf en Escocia?

Si jugar al golf en Escocia se ha convertido en un sueño para ti, te diremos que hay mucho más allá que el Old Course de St. Andrews, aunque este sea el eje de cualquier viaje programado a la cuna del golf. Jugar allí no es fácil, existen muy pocas salidas y sólo algunas agencias disponen de ellas de forma garantizada para pinchar tu bola en el ‘tee’ del hoyo 1, bajo la atenta mira de la R&A. La otra fórmula es ir al ‘ballot’ (sorteo de las salidas restantes) y jugártela a que no te toque, y tengas que volver por donde has venido.

En Lowgolf te podemos ayudar para que puedas disponer de salidas garantizadas, sin duda, pero si llegas tarde y no quieres jugártela al ‘ballot’, te interesará saber que existen otra cantidad de recorridos míticos que harán de tu experiencia algo verdaderamente inolvidable.

jugar-al-golf-en-escocia-Lowgolf

A nivel de golf, Escocia se divide en 5 partes muy diferenciadas: Costa Oeste, East Lothian, Aberdeenshire, Highlands y Fife, donde se encuentra el mítico Old Course y otros recorridos de primer nivel como Kingsbarns, para muchos el mejor de la región y posiblemente de Escocia ya que el diseño y las vistas de este espectacular campo mirando casi en todos sus hoyos a St. Andrews, lo hacen único.

En Fife compite con Carnoustie Golf Links, donde se jugó la 147 edición del The Open que ganó Francesco Molinari. Según Miguel Ángel Jiménez “es el mayor test que he jugado en mi vida”. La región también cuenta con Loch Lomond. Sin ser un campo Links, es el deseo de millones de golfistas allegados desde todos los puntos del planeta, quizá porque jugar allí es prácticamente imposible a no ser que vayas acompañado de un socio y además, está en un lugar privilegiado. En Gleneagles, que también muy cerca de St. Andrews, se celebró la Ryder Cup de 2014 y con su imponente hotel es sin duda, uno de los destinos top dentro de cada viaje que se haga a las islas.

¿Quieres vivir The Open en directo? Nosotros te llevamos..

Hay vida más allá del Old Course

Si tras esto sigues con la intención de jugar al golf en Escocia, The Renaissance Club es otro campo que no deberías dejar de jugar, no sólo porque se han jugado allí los dos últimos Scottish Open siendo éste la antesala del The Open y donde se congregan los mejores jugadores del mundo, sino que además, está considerado uno de los 100 mejores campos del mundo, según Golf Digest.

Si prefieres olvidarte del bullicio de St. Andrews y escaparte a las Highlands o a Aberdeenshire, quizá debas ir a jugar el campo entre dunas que el presidente de los Estados Unidos consiguió construir: el majestuoso Trump International Golf. Además cuenta con un hotel de 5 estrellas, el Trump MacLeod House & Lodge que lo convierten en uno de los resorts más lujosos de Escocia.

Dumbarnie Links

Muy cerca se encuentran Cruden Bay y Royal Aberdeen, el cual posee unos preciosos nueve primeros hoyos considerados entre los mejores del mundo y la variedad general del recorrido, aseguran una divertida experiencia de golf.

Para terminar nuestro recorrido por Escocia, diremos que campos como Muirfield (The Open 2013), Royal Troon (The Open 2016) Castle Stuart y Royal Dornoch deberían ser fijos en tu viaje si dispones de más tiempo o un segundo viaje a las islas. Campos realmente impresionantes y diferentes entre si, que harán que definitivamente caigas rendido a los pies de Escocia y no puedas pasar sin planificar otro viaje en tu futuro.

Dumbarnie Links y el Open 2022

Por último, cabe presentar un nuevo campo llamado Dumbarnie Links del cual hablan maravillas y comparan con Kingsbarns. Los privilegiados que han conseguido pisarlo corroboran la elegancia del diseño y la orientación del recorrido, de hecho, será uno de nuestros elegidos para jugar al golf en Escocia durante el viaje que haremos al The Open 2022, donde se jugará la 150 edición de un Open que volverá al Old Course tras tiempos convulsos.

Pedro Fernández

Pedro Fernández

Más de 10 años tecleando código entre bastidores de Lowgolf, a veces escribo. Llegar a unir la pasión de viajar por la de crear experiencias de golf, me da la vida en el día a día.

Sígueme en Twitter

THE OPEN 151º

Royal Liverpool